Los nueve mundos de la mitologia nórdica

por | 7 junio 2024

Según los nórdicos todo el cosmos estaba compuesto por nueve mundos o reinos, que se encontraban sobre o alrededor del árbol de la vida, Yggdrasil. Cada uno de estos reinos albergaba toda la vida del universo y era el hogar de una raza diferente. Según algunos mitos, estaban repartidos por la copa del árbol, según otros a lo largo de la altura de éste, unos encima de otros: los buenos en la parte superior y los malos más cerca de la parte inferior. Yggdrasil era el árbol del universo.

Al principio Yggdrasil estaba solo en el Ginnungapap. Solo existían dos reinos: el Muspelheim (reino del fuego) y el Niflheim (reino del hielo). Todo cambió cuando las llamas del Muspelheim, derritiendo algunos trozos de hielo del Niflheim. De estas gotas surgió el primer ser vivo, el gigante Ymir, que a través de su sangre y sudor creó nuevas vidas. Del agua derretida, también surgió la cabra Audumbla, que fue la que amamantó al gigante Ymir, y que a su vez se alimentaba lamiendo los bloques de hielo. 

Lamiendo la sal de estos bloques, descubrió al dios nórdico que estaba enterrado. Buri.  La sangre de éste mezclada con la de los hijos de Buri, dio lugar a la creación de los demás dioses, incluyendo a Odín, Vili y Ve, nietos de Buri.

Estros tres dioses, mataron  a Ymir y de las partes de su  cuerpo crearon el mundo:  de su carne, crearon la tierra; de sus huesos, las montañas; de su cráneo, el cielo; de su pelo, los árboles; de su sudor y sangre, los lagos y mares; de su cerebro, las nubes y sus cejas se convirtieron en un reino, el Midgard, que lo cedieron a los humanos. Crearon también a la primera pareja de humanos: Ask y Embla. El resto de los reinos que faltan, según cuentan algunos mitos, se crearon con el resto del cuerpo de Ymir.

YGDRASIL

El árbol de la vida, donde se hallan ubicados los nueve mundos de la mitología nórdica.

Este árbol está sujeto por tres raíces: una llega hasta donde viven los Ases, otra  hasta los etones del hielo y en su raíces se encuentra la fuente que llena el pozo del conocimiento, custodiada por Mimir y la tercera llega hasta Niflheim. Bajo ella está la fuente de Urd, donde se reúnen los dioses para tomar sus decisiones y el agua de esta fuente la usan las Normas para regar sus raíces.

El Yggdrasil rezuma miel, cobija a una águila sin nombre, al halcón Verfolnir, a la ardilla Ratatosk, que se dedica a subir y bajar del tronco, sembrando cizaña entre el águila y el monstruo Nidhogg, el dragón Nidhogg y cuarto cuervos, sus nombres son: Daim, Dvalinn, Dunejrr y Diuaphor

Los mundos que lo confirman son:

MUSPELHEIM  Reino primordial del fuego

Era un mundo de llamas interminables, que se convirtió en el hogar de los jotnar (hijos de Ymir) conociéndose a éstos como  jotnar de fuego o gigantes de fuego. Surt que era uno de ellos demostró ser el más fuerte, pasando a ser el Sr de Muspelheim, que además era el portador de una poderosa espada de fuego, que brillaba más que el sol

NIFLHEIM  Reino del hielo y la niebla

Era un mundo de ríos helados, glaciares de hielo y nieblas heladas. El único ser vivo que llegó a este reino, en el que era imposible vivir, fue la diosa Hel, hija de Loki, que gobernaba a los muertos y que convirtió a Niflheim en su hogar, donde acogía a todas las almas de los muertos, que no eran dignos de ir a los salones del Valhalla, junto a Odín, o al campo celestial del Freyra, el Folkangr. Se convirtió en el infierno o inframundo. No era un lugar de tortura, sino era, simplemente, un lugar de fría nada.

MIDGARD  Reino de la humanidad

Uno de los nueve mundos que existen en el cosmos nórdico. Está ubicado en el árbol Ygdreasil y situado entre Niflheim y Muspelheim, el mundo de hielo y el de fuego, respectivamente. Es un lugar vasto y variado, habitado por los seres humanos y otras criaturas mortales. Es el reino donde habitan los seres humanos y sirve como escenario para las interacciones entre hombres y  dioses. Según el mito de la creación  este mundo fue creado a partir de cadáver del gigante Ymir. Con su carne formaron la tierra, con su sangre los mares y ríos, con sus huesos las montañas, con su pelo los árboles, sus dientes se convirtieron en acantilados y el cráneo, sujetado por cuatro enanos, se convirtió en la cúpula del cielo.Para proteger a sus habitantes construyeron una valla, utilizando para ello,  las cejas de Ymir.

Utilizando la combinación de madera y energía vital, fueron creados por Od-in y sus hermanos, los primeros seres humanos, que dieron origen a la raza humana y se convirtieron en los habitantes del reino terrenal. Es una reino fértil y diverso, donde los humanos tienen la oportunidad de vivir y forjar sus destinos, pero también, deben enfrentarse a los desafíos, peligros y amenazas, provenientes de los gigantes y otro seres malévolos, que acechan en sus fronteras.

Midgard, es descrito como un enorme círculo, rodeado por mar, que a su vez, está rodeado por la serpiente Jurmungandr, que se extiende alrededor del mundo y se muerde la cola, creando un ciclo eterno. Está conectado a otros mundos, por diversos medios: uno de ellos a través del puente arco iris, llamado Bifrost, que lo conecta con el reino de los dioses, Asgard. Se cree que existen otros portales o puertas, escondidas en montañas, bosques o cuevas, que permiten el acceso a otros mundos

ASGARD  Reino de los dioses

Es uno de los nueve mundos, se encuentra en el árbol Yggdrasil. Morada de los dioses Aesir. Lugar de poder y misterio, es el reino mas bello, creado y gobernado por Odín y sus dos hermanos Vili y Ve.

Estaba repleto de salones y pasillos, los más grandes son los de Odín, Freya y Thor. Los dioses vivían en espléndidas viviendas, la más famosa es la de Odín. En él se encuentra la sala Valhalla (el paraíso de los vikingos), donde van los guerreros mas valientes que mueren en batalla. En honor a ellos se celebra un gran festín, donde comen jabalí asado y beben hidromiel de cuernos de oro.

Estaba rodeado por una impenetrable muralla, tan fuerte que nadie podía cruzarla. Solo se podía entrar y salir del reino, a  través del puente Bifrort, custodiado por Heimdall. Era un puente mágico hecho de arco iris. Era la única forma de entrar o salir de Asgard, si un  mortal era capaz de cruzarlo, se le permitía quedarse. Estaba conectado con el Midggar, el mundo donde residían los hombres.

En el Ragarok, se anuncia que Asgard será destruida el día del fin del mundo, aunque la profecía dice también, que sobrevivirán algunos dioses y la volverán a construir.

Existe una leyenda que cuenta la construcción de Asgard. Los dioses habían construido el Valhalla y el recinto central, cuando llegó un constructor que se ofreció a construir una fortaleza, en el plazo de un año y medio. A cambio les pidió a  Freya, el sol y la luna. Los dioses, reunidos en asamblea, decidieron aceptar la oferta, con la condición que se construyera en solo medio año, ni un día mas ni un día menos, y sin la ayuda de nadie.

El constructor solo les pidió que le dejaran usar a su caballo, Svadilfari. Loki, les recomendó a los demás dioses que aceptaran, un caballo era inofensivo. Las obras empezaron y cuando los dioses vieron que el caballo trabajaba mas que muchos hombres y que la fortaleza crecía día a día, se horrorizaron al pensar que seria de ellos sin Freya, la luna y el sol. Como había sido Loki, el que los había convencido, lo amenazaron de muerte, si no impedía que la obra se terminara dentro del plazo previsto.

Loki, era un dios muy astuto y mentiroso, que siempre salía ileso de sus engaños. Se trasformó en yegua y se paseó delante del caballo, llamando la atención de éste. Con la intención de  que la siguiera, corrió hacia el bosque, seguida por el caballo y el constructor desesperado corriendo tras ellos. De esta forma la obra no se terminó dentro del plazo acordado, con el enfado del constructor.

Los dioses se percataron de que era un eton (gigante de gran tamaño o de tamaño humano, que tenían en común su glotonería y su pertenecía al Jotunheim). Thor lo mató con su martillo.

JOTUNHEIM  Reino de los gigantes y Jotnar

También se le llamaba Utgar (reino del caos y magia indómita y salvaje. Era un reino temido por los nórdicos y era el menos habitable La mayoría de los habitantes eran hijos de Jotnar. 

VANAHEIM  Reino de los dioses Vanir

Asgard no era el único reino divino. En el reino de Vanaheim existe el panteón menos conocido de los dioses, entre ellos destaca la diosa de la fertilidad, Freyra. No hay mitos sobre él, pero se cree que era un lugar rico, verde y feliz, ya que estos dioses estaban asociados con la paz, la magia, la luz y la fertilidad de la tierra. El cielo de los Vanir es el Folkvanger de Freyra.

Entre los Aesir y los Vanir, se libró una batalla, no habiendo ninguna razón para ella, llamada la guerra de los Aesir/Vanir.  Seguramente la iniciaron los Aesir, que son dioses guerreros, ya que los dioses Vanir suelen pasar la mayor parte del tiempo en paz. Sin embargo un aspecto principal de esta batalla, fueron las conversaciones de paz, que siguieron al combate, el intercambio de rehenes y la posterior paz. Freyr y Njord, dioses Vanir, vivían an Asgard, junto a los dioses Aesir.

ALFHEIM  Reino de los elfos brillantes

Uno de los nueve mundos que existen en el cosmos nórdico y que es el reino de los elfos (o Ljasalfar) luminosos o de luz., donde habitan estos seres mágicos y etéreos , conocidos por su gracia, sabiduría y habilidades mágicas. Está situado en lo alto de los cielos, corona al eYggdrasil. Aunque es considerado el reino de los elfos, fue gobernado  por Freyr.  Era una tierra de paz, belleza, fertilidad y amor. La relación con los dioses es estrecha, son considerados alados y protectores de éstos. Seres celestiales de extraordinaria belleza, con apariencia humana pero con una vitalidad y longevidad mucho mayor. Benevolentes, sabios y conocedores de lo secretos de naturaleza y la magia,.Expertos en el manejo de la luz, a través de ella, tienen la capacidad de crear ilusiones y encantamientos. Destacan en su destreza para la música y la poesía.Tienen la capacidad de conceder dones a los humanos

Alfheim, se encuentra cerca de Asgard (reino de los dioses) en una de las ramas del árbol Yggdrasil, árbol cósmico que conecta todos los reinos, entre Asgard y Midgard (reino de los humanos). Es un reino lleno de campos verdes, flores preciosas y árboles frondosos, lleno de luz y vitalidad. Aunque sea un lugar maravilloso, no esta exento de peligros.. Existe una rivalidad entre los elfos oscuros y los elfos luminoso, que son los que habita  en Alfheim. Están gobernados por el dios Freyr, asociado a la prosperidad, fertilidad y la buena fortuna.

En algunas fuentes se menciona que estos elfos proporcionaron a Freyr (dios de la  fertilidad, la cosecha y el sol) que gobernaba el reino de los dioses, su espada mágica (sumarbrander) que le otorgaba una gran fuerza y le permitía luchar contra sus enemigos . También se cree que fueron los encargados de proteger junto con la esposa del dios Bragi, Idum, que era su guardiana, las manzanas sagradas, que eran conocidas por otorgar la inmortalidad a los dioses

SVARTALFAHEIM  Reino de los elfos oscuros y los enanos

Era un lugar que se encontraba en las profundidades de la tierra, donde los enanos herreros, elaboraban innumerables objetos mágicos. Entre objetos, armas y tesoros, los más conocidos son: el Aguamiel de la poesía; el martillo Thor, la cabellera de Sif, la lanza de Odín, el barco Skidblador , el jabalí dorado Guillinbursti y el anillo de oro Draupnir

HELHEIM  El mundo de los muertos

El infierno nórdico, el reino de la muerte, donde iban las almas cuando morían.

Se cree que estaba en el Norte y que formaba parte del reino de Niflheim, uno de los nueve mundos, conocido como el lugar de las nieblas. Estaba en la base del árbol Yggdrasil. Era un lugar frío, oscuro, aterrador y horrible, rodeado de altas murallas. Cerca de allí, estaba el río Gjoll, río inagotable, interminable e intransitable, que por sus aguas heladas, fluyen cuchillos, con hojas muy afiladas, que emitían un sonido metálico. Es uno de los ríos, llamados  Elivagar, que existían en Ginnunga Pap, en el comienzo del mundo. Nace en las fuentes de Hvlergelmir en Niflheim. Es el río que que fluye mas cerca de las puertas de Helheim. Solo se puede cruzar por el puente Gjallarsu, que está recubierto de oro  reluciente.

Helheim, estaba regido y gobernado por la diosa Hel, hija de Loki y la giganta Angrborda. Al nacer Hel, tenia un aspecto tan terrible que los dioses la convencieron para que viviera en el infranundo. Su cuerpo estaba dividido en dos mitades, una mitad era hermosa pero la otra era de un esqueleto humano, con un gran olor a podredumbre.

El Helheim era el destino de los que fallecían por enfermedad o  vejez o los que habían transgredido las leyes de los dioses o mortales. Los únicos que no pasaban por allí era los guerreros, a éstos les estaba reservado el Vahalla.  Las almas de los criminales también iban allí. Para ellos había unas áreas especiales, una de ellas era la sala Nastrand (playa de cadáveres) uno de los lugares mas inquietantes. Es una especie de playa donde descansan los cadáveres de los criminales. En esta sala el sol nunca brilla y las puertas se abren todas hacia el Norte. Las paredes estaban recubiertas de serpientes que escupen veneno sobre los cadáveres, creando una atmósfera venenosa y corrosiva en toda la estancia

Una vez se entraba en Helheim, no se podía salir jamas, ni tan siquiera los dioses, debido al río Gjoll. Solo existía un puente para cruzarlo, que estaba custodiado por la giganta Modgud, ella decidía quien cruzaba o quien no.

Una vez cruzado el puente, veremos el Jamvird, el bosque de hierro, una gran extensión de árboles formados por innumerables hojas de afilado acero. Después de cruzarlo, llegamos finalmente a las puertas de Helheim. Están custodiadas por el terrible perro guardián  Garn, que solo nos dejara pasar si le entregamos una ofrenda “pastel de Hel”; está acompañado por el gigante Hraesvelg. Este gigante, con forma de águila, permanece sentado en el borde  del mundo, mirando siempre hacia Helheim y bate sus alas para que el viento sople.