Noche

por | 27 enero 2014

Iconografia

Los griegos representaron la noche en forma de mujer, a veces alada, dirigiendose hacia el Occidente y con rostro mirando hacia Oriente, tambien sobre un carro tiradao por dos caballos. En algunas esculturas y relieves aparece reteniendo con la  mano derecha las puntas de un velo y llevando en la otra un ramo de adormideras.

Los romanos la representan adormecida y envuelta en un velo.

En el Renacimiento y en el Barroco se une a la iconografía del sueño y de la muerte, y aparece representada con figura de mujer con alas de murciélago, cubierta con un velo y desplegando un manto negro sembrado de estrellas sobre un carro tirado por dos caballos negros o por dos búhos, coronada, a veces, con una media luna, o con adormideras y sosteniendo en sus brazos dos niños que simbolizan el sueño y la muerte (Thorvaldson, Conpenhague). También aparece representada como una mujer que despliega una red de la cual escapan aves nocturnas. Entre los ejemplos destacan: el relieve del frontón oriental de Paternon; el sepulcro de Juliana de Medicis (Florencia), obra de Miguel Angel; Rubens (Louvre) y Le Brun  (Sceaux),

bibliografia  diccionario enciclopédico Salvat Universal 15º ed 1981