Horus

por | 24 mayo 2014

Hijo de Isis y Osiris.  Junto con sus padres forma la triada más importantes de la mitología egipcia. Dios del cielo, la caza y la guerra.

Se le representa con cabeza de halcón o como un sol con alas de halcón, sobre las puertas y salas de los templos. Contaba con una corona en forma de cobra y portaba una corona roja (Bajo Egipto) y una blanca (Alto Egipto). En ocasiones se le representa con el Theth (amuleto de cristal, fabricado en un material de color rojo, que significaba la sangre de la diosa) de cornalina referente a la hebilla del cinturón de su madre, Isis, que Horus usaba como amuleto. Tenía el poder de curar los pecados cuando se ponía sobre alguien; era normalmente colocado en el cuello de las momias para que significara salud y vida. Se les llamaba Udyar, Halcón de Oro, Collar de Oro y Ojo Mágico, y eran usados como cadenas, colgantes y pulseras.

  Osiris e Isis, siempre estaban enfrentados con su hermano Seth, a causa del control, del reino, hasta que Seth a través de un engaño y estratagema, asesina a Osiris , repartiendo su cuerpo a trocitos por todo Egipto. Cuando Isis se entra de lo ocurrido, busca los pedazos de Osiris y tras recuperarlos todos, menos el pene, con sus dotes divinas le devuelva la vida. A partir de este momento, Osiris, se convirtió en el gobernante del mundo de los muertos.

Isis, a través de su magia, logró concebir un hijo (Horus) que al nacer ocultó para protegerlo de Seth, que ya se había encargado con la muerte de Osiris, de que su hermana no tuviera descendencia y nadie pudiera reclamarme el trono

Dyehuty (dios de la sabiduría) se encargó de esconder y cuidar del pequeño Horus; lo educó y enseñó el arte del combate, convirtiéndose en un excelente guerrero.

Cuando Horus alcanzó la mayoría de edad, se enfrentó a Seth, ayudado por Shemsu Hor, para recuperar el trono que le pertenecía. Durante el enfrentamiento, Horus, perdió el ojo, no obstante continuo la pelea. Aunque los dioses le había otorgado a Ra el ojo del Sol, a él le quedaba el de la Luna, Para dar fin al enfrentamiento, la asamblea de los dioses, dan como vencedor a Horus, convirtiéndose en único dios y gobernante del Alto y Bajo Egipto, mientras que Seth se quedó el desierto y los pueblos extranjeros.

Horus, se cubrió la herida del ojo con una serpiente divina, de nombre Uraeus. Desde este momento se considera el emblema de los faraones, Este símbolo podía ser usado como amuleto, para proteger y dar buena suerte. La mención de su nombre, ahuyentaba los malos espíritus y las energías negativas. El ojo de Horus tiene dos significados: el ojo derecho representa la luz y el izquierdo las sombras y la Luna, Era conocido por varios nombres “ojo que todo lo ve” y el “ojo de Ra”.

Ayudó a Ra en la lucha contra la serpiente Apofis. Es considerado el protector de Osiris, en  el infranundo  egipcio y sirve de mediador entre éste y el difunto. Horus representa el dios de la vida,  mientras que Osiris es el dios de la muerte.

Su madre, Isis, le pasó muchos de sus poderes. Podía ayudar a combatir el mal de ojo, las enfermedades o  conjuros provocados por sentimientos negativos, proteger a las familias, transmitiéndoles salud, prosperidad y renacimiento